Memorial de la Paz de Hiroshima: memoria y presente

Parque Memorial de la Paz

La Cúpula Genbaku fue construida por el arquitecto checo Jan Letzel para la Exposición Comercial de la Prefectura de Hiroshima en 1915. Su creador – ni nadie – jamás imaginó que la obra iba a ser testigo privilegiada de uno de los sucesos más lamentables de la historia universal. Es que a sólo 150 metros de allí cayó la bomba atómica que desbastó la ciudad el 6 de agosto de 1945, con lo que se puso fin a la 2da. Guerra Mundial.

El edificio – llamado también, y desde entonces, Cúpula de la Bomba Atómica – se preserva tal cual quedó tras el paso de la mortal explosión. Se ubica en el Parque Memorial de la Paz, creado a partir de la edificación como homenaje a las miles y miles de víctimas inocentes, en memoria de ellos y para que nunca se vuelva a repetir masacre semejante.

La zona del parque supo ser en otros tiempos el centro político, administrativo y comercial de Hiroshima. Por ello, tal vez, la bomba fue dirigida hacia allí. Después de 1945 se dispuso que el área más afectada por la detonación se convertiría en un enorme parque dedicado exclusivamente a la paz y al recuerdo de lo que pasó.

Con 122.100 metros cuadrados, el parque alberga decenas de cenotafios y monumentos. Algunos de ellos: Estatua de los Niños de la Bomba Atómica, en memoria de los niños que murieron víctimas de la bomba; Monte Memorial de la Bomba Atómica, con las cenizas de 70 mil víctimas no identificadas; Cenotafio de las Víctimas Coreanas, en homenaje a los cerca de 20 mil coreanos muertos en el bombardeo; Cenotafio Memorial, con la inscripción “Descansad en paz, pues el error jamás se repetirá”; Llama de la Paz, que permanecerá encendida hasta que cese la amenaza de aniquilación nuclear; Campana de la Paz, que los visitantes pueden tocar en honor a la paz mundial; Sala Nacional Memorial de la Paz de Hiroshima, que incluye la Sala de la Memoria con una reconstrucción de 360º de Hiroshima después de la bomba, formada por 140 mil ladrillos (el número de víctimas hasta el final de 1945); Museo Memorial de la Paz de Hiroshima; Puertas de la Paz, cinco portales de cinco metros de altura con la palabra paz escritas en diversas lenguas. También hay un museo con material sobre la tragedia.

Un lugar para la reflexión, y para el llamado a la paz entre los pueblos, cualquiera sean los motivos que los lleven a enfrentarse.

Vía: pcf.city.hiroshima

Compartir en Google Plus

Acerca de Natalia Vidoz

Blogger en BitaBlog desde el año 2008
  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios