San Basilio, una arquitectura fantástica

Catedral de San Basilio

La imagen que presenta la catedral de San Basilio – la Catedral de la Intercesión de la Virgen en el Montículo, su verdadero nombre – no demuestra a simple vista en donde estamos. Su colorido y sus extrañas formas hacen que el ojo desprevenido no se dé cuenta a simple vista de que estamos ante una catedral que rinde culto al cristianismo.

Sin embargo, así es. Al extremo sureste de la Plaza Roja en Moscú, escenario de tantos acontecimientos de la historia rusa, y frente al Kremlin, se eleva altiva San Basilio.

La construcción fue ordenada por el zar Iván el Terrible, y se realizo entre 1555 y 1561. Conmemora la conquista sobre los tártaros del Janato de Kazan, de allí las formas de las cúpulas que recrean los turbantes que llevaban en las cabezas los enemigos.

Construida sobre la tumba de San Basilio, un santo muy querido por el pueblo, la edificación termino recibiendo este nombre popularmente. La idea en principio era levantar un grupo de capillas, cada una dedicada a cada uno de lo santos en cuyo día el zar ganó una batalla, pero la construcción de una torre central las agrupó.

Las habladurías cuentan que el zar Iván dejó ciego al arquitecto Póstnik Yákovlev para evitar que proyectara una construcción que pudiera superar a esta, a pesar de que posteriormente participó del proyecto del Kremlin.
Sin embargo, la belleza de San Basilio difícilmente será alguna vez superada.
Vía:Wikipedia

Compartir en Google Plus

Acerca de Natalia Vidoz

Blogger en BitaBlog desde el año 2008
  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios

1 comentario

  1. ale dice:

    ad0ro la catedral , vivo en españa per0 quiero visitar la algun dia . parece un pastel y me dan ganas de comermelo jeje