Los diez puentes más amenazadores del mundo

Permiten ir de un lado al otro de un río o curso de agua, y eso hace que el viajero pueda llegar a los rincones más remotos. Pero algunos puentes son definitivamente amenazadores.

Ya sea por la gran altura sobre la que cruzan, por su estado precario, o ambos. No aptos para cardíacos, personas con vértigos o cobardes, sólo los viajeros más aventureros conquistan “el otro lado”. El premio: las vistas más increíbles y caminar por paisajes únicos. Por eso, conozcamos algunos de los puentes más peligrosos del mundo.

El puente de soga en Perú, ofrece la poca estabilidad que da pisar algo tan blando como una soga. Aquí no hay tablas de madera resquebrajada: es apenas un puente trenzado por el que hay que ver bien dónde se pisa.

Algo similar ocurre en la India, donde existe este puente de raíces vegetales que tiene 100 años y casi 17 metros de largo. En concreto, son las raíces vivas de un árbol que fueron manipuladas por 20 años hasta lograr tender el puente.

En Ghasa, Nepal, existe este puente de amenazadora altura para cruzar y seguir camino a través de las montañas, de hecho cada año se mueve una importante cantidad de ganado por este puente.

 

El puente suspendido Capilano, en Canadá, pende 70 metros arriba del río del mismo nombre y tiene 137 metros de largo. Se encuentra en un espléndido parque natural, y muchos visitantes lo cruzan diariamente.

Vía: Brainz

Compartir en Google Plus

Acerca de Natalia Vidoz

Blogger en BitaBlog desde el año 2008
  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios